Primer trimestre de embarazo

Tras conocer la noticia ya parece que empiezas a notar síntomas que antes de saberlo ni sentías, en cierto modo el componente psicológico es muy importante. Pero sí es indiscutible que el cuerpo está sufriendo un cambio espectacular, sobre todo hasta que se forma la placenta (a finales del tercer mes) y el feto empieza a depender de ella, pues previo a esto el trabajo lo hace exclusivamente nuestro cuerpo y, efectivamente, pasa factura.

Es obvio que cada embarazo es un mundo, algunos más llevaderos que otros, el mío no fue muy angustioso (empeoró en los últimos meses) pero aun así noté cambios importantes en mí. Os lo resumo a continuación:

  • Pechos congestionados: Antes de saber que estaba embarazada ya tenía algunas sospechas porque me dolían mucho los pechos, los tenía muy inflamados y sensibles. Normalmente cuando te va a venir la regla se suelen poner así, pero en este caso era algo más de lo normal que llamó mi atención.
  • Estreñimiento: Otro síntoma que también aprecié antes de saber que estaba embarazada fue un leve estreñimiento, que desapareció al cabo de un par de meses más o menos.
  • Cero tolerancia a olores y sabores: En el segundo mes aproximadamente, sentía continuamente muy mal sabor de boca y hasta llegué a detestar el sabor de mi propia saliva. Me daban asco casi todos los olores, aunque no tuve náuseas ni vómitos. Cuando me acostaba notaba el estómago muy pesado y sentía que las digestiones no eran del todo buenas, pero nunca llegué a vomitar (he de aclarar que soy una persona a la que le cuesta especialmente vomitar, por lo que puedo contener mucho las ganas).
  • Salivación: Además de detestar el sabor de mi propia saliva, tenía exceso de salivación. Me notaba la boca más llena de lo normal y tenía que tragar más a menudo. Me resultaba molesto incluso para hablar, pues sentía que me costaba vocalizar.
  • Dolores menstruales: Sentía calambres y dolores menstruales muy a menudo, a veces me asustaba un poco porque parecía totalmente que me iba a venir la regla (al ser primeriza no tienes ni idea y sospechas de todo). Cuando más me percataba era al acostarme por la noche.
  • Cansancio extremo: Estaba totalmente agotada, como si todos los días realizara un ejercicio físico muy fuerte. Llegaba la noche y caía rendida, pero también dormía por las tardes (y si podía también lo hacía durante la mañana). Al día podía dormir, sin exagerar, unas 15 horas. A esto se le sumó que tuve un hematoma y tuve que hacer reposo absoluto, pero eso ya os lo contaré en otro post.
  • Dolor de cabeza: Durante los 3 primeros meses era casi un continuo que me doliera la cabeza a diario, yo siempre he padecido de estas molestias pero en esta etapa era más de lo habitual.
  • Cambios hormonales: Desde el primer momento hasta un par de meses aproximadamente después de dar a luz he vivido en una montaña rusa de emociones, dependiendo del día podía estar muy sensible y llorar con cualquier cosa, muy irascible y molestarme por todo, muy cariñosa o todo lo contrario… ha sido una época de inestabilidad emocional absoluta. Creo que de todos los achaques del embarazo, este sin duda ha sido el que peor he llevado.

¿Y vosotras? ¿Os sentís identificadas con estos síntomas o los vuestros fueron totalmente diferentes? ¡Contadme!

Anuncios

2 thoughts on “Primer trimestre de embarazo

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s